Handball Solidario

En el contexto de la Pandemia mundial que enfrentamos se refuerza el rol social de los clubes. Aquí nos acercamos a algunas de las actividades que han surgido desde el Handball, que nos permite ver cómo podemos aportar a los demás en medio de esta crisis sanitaria.

El 20 de marzo se dio por comenzada la cuarentena obligatoria en todo el territorio nacional. Ello puso, temporalmente, mucho de nuestras vidas en pausa; especialmente la actividad deportiva en los clubes, siendo el handball lo que nos compete a nosotros. Ahora bien, lo deportivo no es lo único que conforma a estas instituciones, sino que aparece el aspecto social; es en ello que nos vamos a centrar aquí.

En el fútbol ha existido y existe el debate en torno a las Sociedades Anónimas en el deporte, donde los distintos clubes –hablando mal y pronto- se ven privatizados por algunas empresas, las cuales buscarían que mejore su desempeño deportivo, mayor publicidad, por ende, otorgándoles más dinero ¿Cuál suele ser el problema con esto? Se pierde lo social (a ello hay que sumarle que muchas instituciones terminan quebrando por no poder sostenerse bajo este régimen). Es en este aspecto, lo social, donde nos centramos en lo más humano y abocado a la contención es donde lo detallaremos aquí.

Das Handball - Handball Solidario
Donaciones en Platense para el preparado de viandas (Foto: @caplatense)

Entonces ¿Qué se está haciendo en este periodo en los clubes? Y, particularmente ¿Qué se está haciendo desde el handball? Gratamente hay bastante para hablar al respecto. De por sí, hay muchas instituciones, en su mayoría ligadas al fútbol, que no han perdido de vista su rol social. Así, tenemos ejemplos donde se ha entregado comida, fuera en conmemoración a fechas patrias o con cualquier otra excusa. Lo importante es ayudar e intentar velar por quienes están en una situación más difícil en estos tiempos de crisis sanitaria y económica. Algunos de estos clubes, que muchos también entregaron bandejas de lentejas este domingo 21 de junio son: All Boys, Comunicaciones, Ferro Carril Oeste, Platense, Vélez, entre otros. Es importante ver cómo estas instituciones, que están fuertemente ligadas al fútbol, buscan aportar su granito de arena. Ahora bien, ellos no son los únicos, sino que hay otros clubes como Mariano Acosta, Estrella de Boedo, Cideco y Argentinos Jrs, que también han buscado colaborar y ayudar en este contexto que nos agobia.

Cada uno de ellos realizó, por su cuenta, distintas colectas, juntaron donaciones de distintos productos, con intención de ayudar. Aquí, les vamos a dejar de que se trata esto que han estado haciendo.

Por un lado, pudimos hablar con Nahuel Suberbie, entrenador de la Liga de Honor de Mariano Acosta, pero por sus orígenes en el futsal sigue siendo muy cercano a Estrella de Boedo (donde tuvo su primera experiencia ligada al handball), quien nos contó cómo se originó la olla popular que toma lugar los domingos en el club que queda en Constitución 4151: “Un grupo de jugadores, jugadoras y ex jugadoras se juntaron y propusieron esto de armar esta olla popular al club y a través del club. El club accedió a prestar las instalaciones para eso. Entonces, lo empezamos a organizar. De hecho, está todo el equipo de handball colaborando, todas las chicas de Primera Damas. Fue una idea que surgió así, como olla popular; luego, pasó un poco más a lo que es la entrega de viandas, un poco por tomar conciencia del contexto social que estábamos viviendo con respecto al COVID. Obviamente, seguimos todo un protocolo de higiene y prevención para poder llevar a cabo la entrega de viandas. O sea, hay un área encargada de eso. Después, hay todo un área dedicada a la entrega de ropa (que también lo hacemos). En la semana los chicos van a juntar todo lo que son donaciones de ropa (que es muchísima), comida, etc. El domingo hacemos las entregas. Domingo tras domingo fuimos subiendo la cantidad de donaciones que recibimos, para este domingo calculamos 400 viandas, más o menos. Nos han donado de todo, desde la comuna hasta empresas que donaron barbijos pediátricos, también vecinos, un montón de cosas”.

Das Handball - Handball Solidario
Estrella de Boedo entrega viandas los domingos

Éste es un claro ejemplo del rol social de un club. Si bien no sólo las chicas del handball participan, aquí hubo una muy interesante propuesta que provino desde los jugadores hacia el club y que la institución aceptó, como bien cuenta Nahuel Suberbie. Aquí el entrenador de Mariano Acosta y Comunicaciones pudo desarrollar un poco más acerca del rol social de los clubes:

“Creo que los clubes, más allá del rol deportivo, cumplen indefectiblemente un rol social habitualmente, en todo lo que es contención, cercanía desde otro punto de vista con respecto a los chicos, como también a los adultos que lo necesitan. Creo que es inevitable ponerse a pensar en ese punto de vista por el contexto que nos rodea y justamente salir a hacer este tipo de acciones, que me parece que, como núcleo social, tiene un rol importantísimo. Siempre que se tengan las posibilidades están para eso, además de lo deportivo; sobre todo los clubes de barrio o los clubes que son símbolos de determinados barrios. Me parece que es importante que los sigan teniendo como referencia, porque es una pata central en esta cercanía con la gente en cada uno de los contextos de urgencia que hubo.”

Otra institución, que está ligada al fútbol, pero que ha desarrollado una propuesta autónoma desde el handball (originándose con las chicas de Primera Damas, pero apuntando a la actividad en general) de solidaridad y ayuda social fue Argentinos Jrs. En este caso, pudimos hablar con Agostina Leiva, quien nos comentó acerca de lo que se está realizando en el Bicho. Allí nos contaba que aún siguen recolectando donaciones. Sobre esto nos comentaba: “En principio las vamos a entregar a ‘Hogares de Buenos Aires’, que está en Villa Pueyrredón. Estos hogares tienen tres sedes que tienen: adolescentes varones, adolescentes mujeres y otro con bebés y niños de hasta doce años. Ellos necesitan una mano con todo lo que nosotros estuvimos juntando que son alimentos no perecederos, productos de higiene y limpieza, productos de cuidado personal y ropa de abrigo, preferentemente, sino ropa en general. Después, también, vamos a entregar a otro comedor, que se llama ‘Señora de los Milagros’, que queda ahí en el barrio de ‘La Carbonilla’, esos son los dos lugares”. De esta manera, se busca poder cooperar con varios lugares.

Una vez más, el rol social del deporte se hace eco y, Agostina Leiva, nos lo reafirma: Esta iniciativa surge por la crisis que estamos atravesando en este momento, por ver que la gente tiene cada vez más necesidades. Nuestra idea es que, más adelante, esto siga creciendo. Digamos, no es una cosa que queremos hacer únicamente durante la Pandemia, sino que queremos que sea sostenido en el tiempo e ir abarcando desde el lado del deporte, que es el lugar donde todos coincidimos y más seguros nos sentimos, poder ir abarcando distintas actividades solidarias, ya sea de entrega de cosas, como dar cursos a chicos, entre otras posibilidades. La idea sería que empiece todo a partir de esta pandemia, pero que no termine cuando acabe todo esto, sino que sea algo sostenido en el tiempo”.

Das Handball - Handball Solidario
Algunas de las donaciones juntadas por Mariano Acosta

Yendo más hacia el sur de la Provincia de Buenos Aires, a partir de lo hecho por Nahuel Suberbie con Estrella de Boedo, sus jugadoras de Liga de Honor se vieron inspiradas y decidieron sumarse en una campaña solidaria propia. Así hablamos con una de las jugadoras del plantel de Mariano Acosta, Candela Garnelo, quien nos contaba: “Hablando por el grupo que tenemos con las jugadoras mayores, dijimos que estaría muy bueno poder llevar a cabo algo así (como lo que vieron de su entrenador) por parte nuestra, y más por el contexto en el que estamos atravesando como sociedad. Como todas estuvimos de acuerdo, nos comenzamos a mover para poder obtener más información de cómo llevar a cabo estas cuestiones, ahí surgió la idea y se nos presentó la manera de ayudar a un comedor en Barrio el Monte (Quilmes) llamado ‘Copa de Leche Cuca’. Este mismo funciona durante el año como merendero, pero en la situación actual de Pandemia mundial, está obrando como comedor para muchas personas de su alrededor que están afectadas por el contexto. Su encargado se llama Javier, llegamos a él gracias a una compañera del club (Anita Gnecco) que está muy internalizada con estos lugares y nos ayudó para poder llevar a cabo el proyecto. A partir de tener toda la información necesaria recolectada, pudimos empezar a organizarnos con la difusión del proyecto, con la idea de llegar a muchísimos lugares y que la gente nos ayudara mucho. Así fue, muchísima gente se contactó (a través de los números que pusimos en el flyer y de las mismas difusiones en las redes sociales) y nos hizo llegar de alguna u otra manera el apoyo y las donaciones (como productos de higiene, alimentos y ropa) para darles a estas familias. Fue increíble la cantidad de cosas que pudimos juntar para la primer entrega que hicimos el sábado 6 de junio, recibimos muchas fotos de autos llenos y de los que recibieron las cosas. Realmente nos llenó mucho el corazón, fue muy gratificante saber que pudimos ayudar y que vamos a seguir ayudando a diferentes personas, porque la idea es que sea un proyecto a largo plazo, que no se finalice con la cuarentena. Incluso, pensamos poder conocer el comedor e interactuar con los chicos que asisten a él”.

Por último, también hablamos con Sofía Sánchez, quien nos contaba que en Cideco no pasaron por alto lo que se veía de otros clubes y quisieron sumarse a este tipo de actividades. De hecho, ella nos comentaba: “Vimos que había varios clubes haciendo diferentes tipos de colectas y de ayudas, entonces eso fue uno de los motores a empujarnos para definitivamente decir que sí y también hacerlo nosotras, porque además, si tenemos la posibilidad de ayudar al que tiene un poquito menos que nosotros ¿Por qué no hacerlo?.

Das Handball - Handball Solidario
Donaciones juntadas por las chicas de Cideco

Inspiradas por esto, las chicas de Lanús Este realizaron las colectas hace dos semanas; para poder hacerlo tuvieron que sortear algunas dificultades: “La verdad que fue primero un tema la organización, más que nada porque no todos tenemos un permiso para circular e ir a buscar las cosas a las casas de todas las personas que nos ayudaron. Pero fuimos 3 o 4 personas que pudimos, juntamos todo y las dejamos en una casa que quedaba cerquita del lugar. Reunimos mucho realmente y todo fue para ‘Gerli Solidario’, que es un grupo de personas que hacen una olla popular para gente en situación de calle. Además de la comida necesaria, también se hacen viandas para los días que ellos no cocinan. Era necesario juntar insumos de limpieza, muy importante para los chicos que están cocinando y en la calle con la gente, es muy importante cuidar a quienes son los más expuestos en estas situaciones donde son los primeros en ponerse para ayudar”.

No sólo se ve el gran compromiso social de estas jugadoras, sino que reaparece algo que mencionaban Agostina Leiva, Candela Garnelo y Nahuel Suberbie: la idea de que puedan mantenerse estos proyectos una vez terminada la crisis sanitaria. Así, estas propuestas pueden aparecer durante la cuarentena, pero no han de limitarse a ella. Probablemente, desde los clubes en su rol social, esto es lo más importante que podamos rescatar de esta agobiante situación mundial, que hay distintas realidades y que, en la medida de lo posible, es muy importante poder aportar nuestro granito de arena.

El deporte es un espacio de inclusión y lo que se pueda sumar en pos de mejorar las condiciones de vida de los demás, es sumamente relevante. Esta idea de preguntarse “si puedo ayudar ¿Por qué no hacerlo?”, es clave para permitir mejorar los contextos y realidades ajenas desde el lugar propio. Ese es uno de los lugares más importantes que los clubes tienen, y que en estos cuatro ejemplos, permiten demostrar.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.