Qatar asustó pero Suecia sonrió en el final

El conjunto sueco sumó su cuarto triunfo consecutivo en el Mundial y se alza invicto en el Grupo D, tras ganarle, esta vez, por la mínima a los asiáticos 22 a 23.

La primera pelota fue sueca, con un inicio rápido para tener la iniciativa, pero Saric les negó la apertura del marcador, en lo que iba a ser un día motivador para ambos arqueros, ya que el siguiente ataque mostró una buena respuesta de su colega, Andreas Palicka, bajo los tres palos. Pasado el primer minuto de juego, Lukas Nilsson rompió el cero, en lo que aparentaba ser un buen arranque europeo, ya que Palicka volvería a tapar un remate, esta vez un mano a mano. Sin embargo, Qatar comenzó a mostrarse en el juego y en el marcador desde el pívot con Youssef Ali, goleador del equipo.

La paridad absoluta se hizo dueña del primer tiempo. Hubo poco goleo durante los primeros minutos debido a los arqueros, hasta que Albin Lagergren impulsó a los suyos con sus goles y los europeos tomaron la primera diferencia, pronto recuperada por los qataríes con goles de Rafael Capote y Frankis Marzo.

Otro que dijo presente y luego sería clave fue Mattias Zachrisson, que desde el extremo derecho sueco tuvo una efectividad de 88%. Sobre el final de la primera mitad, el extremo pondría lo que parecía ser un cierre con empate en 10 goles, pero los dirigidos por Valero Rivera tomaron ventaja sobre la chicharra, además de conseguir una roja directa para Linus Arnesson por un fuerte golpe al rostro.

Capote abrió el marcador de la segunda mitad con un bombazo. Suecia seguía firme, pero el conjunto asiático sacó el primer impulso en el tanteador (14-11 a favor), en cuatro minutos. Pese a esto, a partir de ese momento tuvieron algunos errores, además de la exclusión del cubano Capote, factores que Lukas Nilsson y Zachrisson (las dos banderas suecas en ataque) aprovecharon para volver a igualar las acciones y obligar a que Valero Rivera pida tiempo muerto.

Los asiáticos se vieron reducidos a poco debido a una solidez defensiva rival, que impedía que tengan recursos en ataque, y cuando lograban superarlos, Palicka evitaba el gol. Esto hizo que fallaran en el manejo de la pelota y estén alrededor de 10 minutos sin marcar. Suecia le sacó jugo a medias a la situación, tras tomar ventaja de tres (22-19) en un ambiente repleto de hinchas eufóricos. Sin embargo, Youssef Ali le dio dramatismo al final con tres goles seguidos, dos de contra luego de varias pérdidas rivales.

Incluso Saric llegó a atajar una pelota para que su equipo tenga la última bola y poder empatarlo, pero Andreas Palicka se vistió de héroe y le dio la victoria a los europeos, que marchan con puntaje perfecto en el Grupo D, tras haberles ganado también a Egipto, Argentina y Angola.

El último tramo de Grupos

Para cerrar con los partidos de la primera etapa, Suecia deberá enfrentar a su par europeo Hungría, que viene de empatar su último encuentro ante Egipto por 30 a 30. Por su parte, Qatar se verá las caras con Argentina en un duelo decisivo, a las 18.

Foto: IHF Facebook

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.