Maipú ganó y jugará la final

La Municipalidad de Maipú, de visitante pero en su cancha, venció 32-31 en una de las semifinales al último campeón mendocino, el Club Regatas. Esto le permitirá jugar una nueva final después de casi 11 años. Ahora deberá esperar por el ganador de UNC – Tupungato.

 

Desde el arranque, el encuentro fue muy parejo. Regatas, de a poco, comenzaba con su buen juego y se escapaba en el tanteador sacando seis goles de distancia. Sin embargo, pasando los 15 minutos, la dupla Guerrero-Latuf comenzó a mover algunas piezas. Macarena Sans (cinco goles) y Rocío Squizziato (ocho goles) ya no tenían tanta libertad en la cancha y Maipú comenzaba a acercarse en el tablero. Valentina Martínez (11 goles), en el día de su cumpleaños, comenzaba a destacarse con sus tantos, posibilitando que Maipú se fuera al entretiempo solo un gol abajo: 18-17.

El segundo tiempo fue extremadamente parejo. Muchos yerros, buenas atajadas de ambos lados y equipos que no querían arriesgar demasiado. Las chicas del lago iban hacia adelante de la mano de Nicole Bernabei (cinco goles) y Gimena Reta (siete goles), pero la Muni no se quedaba atrás y respondía con tantos de Julieta Peletay, Karen Sallustro y Luciana Zafarana (cinco tantos cada una). Fue así que, a dos minutos y medio del final, Maipú se puso un gol arriba y lo defendió a capa y espada, llevándose y ganando un partido tremendo.

Pasaron casi 11 años desde aquel 2007, en el que Maipú jugó y ganó su última final. El triunfo de ayer fue muy esperado, buscado, emotivo y festejado. Fue un largo proceso donde se tuvieron que acoplar dos generaciones: las “viejas” con las más “chicas”, como dice siempre su DT Dante Ortega (que ayer no estuvo por licencia, pero que tuvo dedicatorias y hasta una videollamada para sumarse al festejo).