Sol Ceballos: “Helvetia Alcobendas es mi casa”

Sol Ceballos logró el ascenso a la División de Honor de España con el Helvetia Alcobendas para convertirse, nuevamente, en una de las argentinas que juegan en la máxima división del país ibérico. Después de los festejos, la arquera surgida en Sedalo charló con Das Handball sobre su temporada personal y del equipo.

 

Un año atrás, al equipo de Madrid le tocaba descender a la segunda división de la liga femenina española. En sus filas, además de Sol Ceballos, también estaba una jugadora de La Garra: Macarena Gandulfo. Un descenso impensado para propios y extraños.

Sol Ceballos en Helvetia Alcobendas
Sol Ceballos volvió de la lesión y ascendió.

Sin embargo, el 27 de mayo, justo cuando se cumplía un año del descenso, el Helvetia Alcobendas retornó a la División de Honor para disputar la Liga Guerreras Iberdrola, con la arquera surgida en Sedalo entre sus filas. La victoria ante Logroño Sporting La Rioja desató la euforia del equipo madrileño y Sol Ceballos nos contó còmo vivió la temporada que la vio volver tras la lesión en su rodilla, su futuro y lo que significa el club para ella.

– El año pasado tuvieron que sufrir el descenso y este año volvieron a la máxima categoría. Fuiste una de las pocas que quedaron de ese equipo. ¿Qué te pasó por la cabeza en el momento del ascenso? ¿Qué significa para vos haber conseguido este logro?

– Sí, eso es. El año pasado (justo el mismo día) descendíamos. Un año después nos pudimos levantar y volvemos a subir al club a División de Honor. Lo primero que se me cruzó en ese momento fue todo lo que había pasado, todo lo que sufrimos, el trabajo que hay detrás de este logro. Para mí significa mucho porque estoy en este club desde que llegue a España, y decidí quedarme y creer. Significa que si se trabaja duro por un objetivo, se puede lograr.

– ¿Qué significa Helvetia Alcobendas para vos?

– Principalmente para mí no es un club, es mi casa. Estoy casi todos los días ahí metida y todo lo que pase con Helvetia Alcobendas lo vivo muy intensamente. Le tengo prácticamente el mismo cariño que a Sedalo.

– Serás una argentina más en la División de Honor. Te fuiste de chica a España y te mantuviste ahí. ¿Qué pensás acerca de que cada vez son más chicas jugando y apostando por ir ahí?

– Me vine con 18 años y me parece una experiencia que todo el mundo tiene que probar. Me alegra que sean cada vez más chicas las que vienen, creo que es muy importante para el crecimiento, si se quieren seguir cosechando logros.

– Volviste de una lesión muy dura, viste al Alcobendas descender y viviste a pleno el ascenso. ¿Cómo fue todo ese proceso? 

Sol Ceballos en Helvetia Alcobendas
Sol Ceballos, una argentina más en la División de Honor española.
Foto: @juanfra1312

– Fue un proceso muy duro. La impotencia de ver desde afuera còmo se acerca el descenso y uno sin poder hacer nada, no se lo deseo a nadie. Después, esta temporada la empecé con muchos miedos e inseguridades a causa de la lesión, y poco a poco, gracias al cuerpo técnico, pude salir adelante pero no fue nada fácil. Fue un proceso más que nada psicológico porque la rodilla estaba 10 puntos (y sigue estándolo) gracias al fisio del club que me ayudó con la recuperación del ligamento cruzado. Así que digamos que fue un proceso duro pero ilusionante.

– ¿Que sentís al saber que el Alcobendas volvió a la División de Honor y que mucha gente de Argentina haya estado viendo el partido del ascenso?

– El que la gente de allá haya podido ver los partidos de la fase y vivir esto conmigo, a la distancia, me pone re contenta.

– Te propusiste volver a las canchas y lo hiciste, te propusiste el ascenso y lo conseguiste. ¿Qué te proponés ahora?

– Primero que nada, hacer una buena temporada. Y después hay una cosa que me propongo año tras año, y espero que algún día lo consiga, y es que me llamen de la  Selección Argentina. Así que seguiré trabajando duro para ello. De todas formas, cabe recalcar que el ascenso nos los propusimos todos y lo logramos en conjunto, así que no es sólo un logro personal sino también grupal.

– ¿Cómo definís al Helvetia Alcobendas?

– Es una familia. Cada persona que está acá te trata como si fueras su familia, desde la afición, que son los primeros en darnos un abrazo cuando las cosas no van bien y aplaudir nuestros logros cuando si, hasta los patrocinadores que están en cada detalle para que el equipo salga adelante. Así que lo definiría como una gran familia.

 

Lucas García

Periodista Deportivo recibido. Primer año en DeporTEA y los dos restantes en Crónica. En busca de hacer la licenciatura. Intento de fotógrafo con la Nikon D5300 - Viví los JJOO Río 2016