Los Gladiadores golearon a Chile y aseguraron pasaje a Lima

Nueva noche de los Juegos Suramericanos de Cochabamba. Tras superar la fase de grupos sin sobresaltos, con triunfos ante Venezuela (36-20) y Uruguay (31-21), los Gladiadores afrontaban un partido clave contra el seleccionado de Chile, en búsqueda de la final, donde ya esperaba Brasil, que venció a la Celeste por 41-27 en la otra semifinal.

Desde el inicio, el combinado argentino demostró su superioridad ante sus pares chilenos, sacando un parcial de 3-0 rápidamente, mediante los goles de Federico Pizarro y Diego Simonet, además de dos atajadas seguidas de Matías Schulz desde los siete metros. El arquero albiceleste mostró un nivel magnífico durante los 60 minutos.

Manolo Cadenas impuso una rotación de jugadores muy temprano, a tal punto que, llegando al primer cuarto de hora, ya habían tenido minutos todos los jugadores de campo. Los trasandinos lograron achicar la diferencia a uno, mediante buenas atajadas de Barrientos, pero esto no impidió que Argentina siguiera arriba en el marcador, con un goleo distribuido y apariciones de jugadores como Julián Souto Cueto, Ignacio Pizarro y Santiago Baronetto. La Albiceleste siguió mejorando en defensa y siendo efectivo en las contras. Como si algo le faltara a su actuación, Mati Schulz sumó un golazo de arco a arco sobre el final del primer tiempo, que terminó con un parcial de 12-7 a favor de los argentinos.

Esteban Salinas abrió el marcador para Chile en la segunda mitad, pero rápidamente Fede Pizarro inició una arremetida de goles de los dirigidos por Manolo Cadenas, que no le tendrían piedad a su rival. Schulz continuó con sus atajadas, mientras que Federico Fernández y Pablo Simonet también ponían su nombre en el marcador, pese al ingreso con buenas atajadas de Felipe García en el arco de La Roja. Manolo pidió tiempo muerto para emprolijar un partido liquidado que ya parecía liquidado en 13 minutos (18-10 a favor). Poco a poco, los chilenos comenzaban a ver con otros ojos el partido, dejando la mayoría de sus titulares en el banco de suplentes para que pudieran recobrar energías para el partido final del torneo.

Un choque que prometía mucho roce, viendo el contexto y los antecedentes pasados entre ambos equipos, se tornaba cada vez más tranquilizador y favorable para Argentina, incluso mejorando las actuaciones contra sus anteriores rivales. La rotación aparecía incluso en los tiradores de penales, con Vainstein y Pablo Simonet convirtiendo, mientras que, sobre el final, aparecieron Gastón Mouriño con un gol y Leo Maciel en el arco. Federico Vieyra sería el goleador del equipo con cuatro tantos, junto a Federico Pizarro.

Final del partido con victoria y paliza de Argentina por un abultado 29-13. El primer objetivo de la Selección de Manolo Cadenas ya está cumplido: el pasaje a los Panamericanos de Lima 2019. Ahora, con la medalla de plata asegurada, solo queda afrontar una nueva final contra Brasil.